¿Por qué tengo estreñimiento? Saberlo te ayudará a vencerlo

Si has llegado hasta aquí es porque sabes lo molesto que puede llegar a ser tener estreñimiento. Seguramente te has sentido hinchada, con poca energía y con la sensación de que algo no anda bien con tu digestión. 

Pero tranquila, que la buena noticia es que una vez conocida la causa, suele ser un problema fácil de solucionar.

Causas del estreñimiento.

La verdad es que el estreñimiento puede tener muchas causas diferentes, todas con el mismo resultado: una dificultad para ir al baño con normalidad.

Ahora, “normalidad” es una palabra un poco engañosa ya que los hábitos de baño de las personas pueden variar mucho. Sin embargo, si vas al baño menos de 3 veces por semana y sueles presentar dificultades al hacerlo ( como por ejemplo dolor o te toma mucho tiempo evacuar) lo más posible es que tengas estreñimiento.

Por esto resulta muy importante el poder saber con mayor exactitud qué es lo que puede estar ocasionando el problema, ya que puede variar en cada persona.

1.- A tu dieta le puede estar faltando Fibra

Más del 77% de las personas con estreñimiento que aumentan su consumo de fibra logran sentirse mejor.

De seguro esto ya lo has leído en otra parte, pero no es casualidad. Es la recomendación número uno que podemos darte si tienes estreñimiento, debes comer más fibra. En serio, es la solución más sencilla, natural y recomendable en la gran mayoría de los casos.

De hecho, más del 77% de las personas con estreñimiento que aumentan su consumo de fibra logran sentirse mejor.

La fibra es un elemento clave para una buena salud digestiva. Está relacionada con una serie de beneficios para nuestro bienestar. Promueve una buena flora intestinal, reduce la probabilidad de sufrir problemas cardíacos e incluso la de desarrollar ciertos tipos de cáncer.

Y dentro de todos estos beneficios está también el de aliviar el estreñimiento.

¿Qué hacer?

Bueno, comer más fibra.

La fibra está presente naturalmente en las plantas, por lo que una mayor ingesta de frutas y verduras puede ayudarte a comer más fibra. También puedes encontrar mucha fibra en granos integrales y legumbres.

Ahora, si ya has intentado cambiar tu dieta y te cuesta incluir más fibra, puedes probar opciones para añadirla como los suplementos de fibra. Nosotros obviamente te recomendamos ver Azana y cómo puede ayudarte a comer más fibra.

2.- Hormonas y estreñimiento

El estreñimiento está muy ligado a la actividad hormonal de nuestro cuerpo.

El estreñimiento está muy ligado a la actividad hormonal de nuestro cuerpo, ya que estas cumplen un rol clave en la regulación de la hidratación del organismo. Algunas condiciones que afectan los niveles hormonales normales pueden hacerte más propensa a sufrir de estreñimiento, las más comunes son:

Diabetes - Embarazo - Hipotiroidismo
Hiperparatiroidismo

Si estás embarazada o padeces alguna de estas enfermedades, la causa de tu estreñimiento puede tener un trasfondo hormonal. En estos casos se recomienda consultar con un especialista para ver posibles alternativas.

¿Qué hacer?

Puedes comenzar consumiendo una mayor cantidad de fibra, cuidando de hidratarte adecuadamente y realizando ejercicios de ser posible. Esto puede ayudar a aliviar el estreñimiento. De seguir, se recomienda consultar con tu médico otras alternativas.

3.- Enfermedades y medicamentos

Existen muchos fármacos que tienen como efecto secundario la posibilidad de constiparse.

El estreñimiento puede tener muchas causas, entre ellas el uso de algunos químicos que componen un medicamento para el tratamiento de otra afección. Existen muchos fármacos que tienen como efecto secundario la posibilidad de constiparse.

¿Qué hacer?

Para saber si existe algún medicamento que puede estar causando nuestro problema de estreñimiento es importante estar informado de los remedios que estamos tomando.

Si comenzaste a usar algún fármaco en el último tiempo y su uso coincide con la aparición del estreñimiento estos podrían estar relacionados.

En estos casos lo más recomendable es consultar al médico que te prescribió el medicamento.

4.- Uso excesivo de laxantes

Si nos acostumbramos a tomarlos pueden causar graves daños a nuestra salud.

Lamentablemente muchas personas están acostumbradas al uso de laxantes para poder ir al baño. Si bien pueden resultar muy útiles, si nos acostumbramos a tomarlos pueden causar graves daños a nuestra salud, incluyendo un deterioro de la flora intestinal y un efecto de acostumbramiento.

¿Qué hacer?

Si has tomado laxantes durante mucho tiempo, tu cuerpo necesitará de un tiempo para recuperarse y volver a tener regularidad por sí solo. Aquí resulta clave llevar una dieta balanceada y sobre todo con la cantidad adecuada de fibra.

Puede ser que en un principio sientas que no está funcionando y quieras volver a tomar laxantes, pero debes ser paciente para acostumbrar a tu sistema digestivo a trabajar solo.

5.- Has generado malos hábitos en torno al baño

Una forma muy sencilla de poder mejorar nuestra digestión es crear una rutina en torno al baño.

Existen muchas personas que a lo largo de su vida han generado malos hábitos en torno a ir al baño. Esto puede ser aguantarse durante mucho tiempo, no querer ir al baño por temor a sentir dolor o sentir vergüenza de ir al baño.

Esto puede llegar a generar a largo plazo la sensación de un vaciado incompleto, como si no hubiésemos terminado de evacuar. Otro problema común en estos casos es no sentir ganas de ir al baño en varios días.

¿Qué hacer?

Una forma muy sencilla de poder mejorar nuestra digestión es crear una rutina en torno al baño. Define un horario para ir al baño todos los días, puede que en un principio no logres ir siempre, pero inténtalo por unos 5 minutos todos los días.

No te frustres si no lo logras al principio , poco a poco tu organismo se irá acostumbrando y comenzarás a notar cómo logras regularte. Haz esto todos los días hasta ver un hábito. Por ejemplo, luego de tomar desayuno por las mañanas o después de almuerzo.

Comienza hoy a hacer un cambio …

El estreñimiento es un problema que en la mayoría de los casos puede ser solucionado con facilidad. Como te mencionamos, más de un 77% de los casos puede ver una gran mejoría simplemente aumentando su consumo de fibra.

De acuerdo a la OMS, la fibra es uno de los nutrientes que más falta en la dieta moderna y está estrechamente relacionada a la prevención de la constipación o estreñimiento, además de graves enfermedades como el cáncer de colón.

 Dile adiós al estreñimiento con Azana ®

Si tienes problemas de estreñimiento o quieres aumentar la cantidad de fibra en tu dieta, te recomendamos nuestro producto estrella: Azana ®

Un suplemento de fibra 100% Natural que combina la fibra de manzana con fibra prebiótica de Achicoria.  Una potente fórmula natural que te ayudará a sentirte más liviana día a día.

Solo disuelve 2 cucharaditas en un vaso de agua o agrégalo en batidos, yogurt o cereales. Es un producto en polvo muy rico y fácil de usar.

Ver Producto

Regula el Tránsito Digestivo

Combate el estreñimiento y tránsito lento de forma natural

100% Natural

Efectividad sin malestares. Fórmula totalmente natural y apta para embarazadas

Equilibra la Flora Intestinal

Menos hinchazón y mejor absorción de nutrientes

Upcycled

Ingredientes que nutren tu cuerpo y aportan a combatir el cambio climático

Referencias

- Christodoulides S, Dimidi E, Fragkos KC, Farmer AD, Whelan K, Scott SM. Systematic review with meta-analysis: effect of fibre supplementation on chronic idiopathic constipation in adults. Aliment Pharmacol Ther. 2016;44(2):103-116. doi:10.1111/apt.13662

Mateo Rubio

Cofundador y CEO

En Cáscara nos dedicamos a crear productos geniales, que transforman el desperdicio de alimentos en oportunidades para tener una alimentación más nutritiva y sostenible

Esta columna es parte de nuestro Blog Cáscara, una compilación de material sobre Nutrición, Bienestar y Sustentabilidad para una alimentación más completa y sostenible  🌎

Liquid error: Could not find asset snippets/sticky-cart-by-uplinkly.liquid